6 PASOS PARA MANTENER LAS CERRADURAS DE SUS PUERTAS

6 PASOS PARA MANTENER LAS CERRADURAS DE SUS PUERTAS

6 PASOS PARA MANTENER LAS CERRADURAS DE SUS PUERTAS

Todo dispositivo mecánico necesita un mantenimiento regular para funcionar correctamente. La cerradura de la puerta no es una excepción.

Mantenimiento adecuado de las cerraduras de las puertas

Utilizamos las cerraduras de las puertas todos los días, pero a menudo descuidamos su mantenimiento. Con cerraduras de calidad, la mayoría de los fallos se deben a la falta de mantenimiento o a una instalación incorrecta.

Se suele suponer que la cerradura de la puerta siempre funciona. Incluso las cerraduras de calidad de la ferretería pueden durar décadas dependiendo del uso. La mayoría de los cerrajeros residenciales coinciden en que la vida media de una cerradura es de unos siete años.

El mantenimiento de las cerraduras no suele estar en la lista de tareas de la familia, pero debería estar ahí. El mantenimiento de las cerraduras ayuda a que funcionen mejor y puede ahorrarle el coste de su reparación posterior.

Como ocurre con todos los componentes mecánicos, la suciedad y la mugre se introducen en la cerradura de la puerta. Sin un mantenimiento adecuado, la cerradura se volverá muy difícil de manejar o incluso se romperá con el tiempo.

Para sacar el máximo partido a tus cerraduras, sigue estos seis pasos básicos para su mantenimiento:

 

1. Asegúrese de que la puerta cuelga correctamente.

Una cerradura sólo funcionará correctamente si la puerta está bien instalada y preparada. Una puerta que ceda o se caiga puede ejercer una presión increíble sobre la cerradura o el cerrojo y provocar un mal funcionamiento que le bloquee dentro o fuera de la casa.

La distancia entre la puerta y el marco debe ser uniforme en la parte superior y en los laterales.

2. Compruebe los pernos y los soportes de la puerta.

Montaje de la bisagra de la puerta
Al menos uno de los pernos que fijan la bisagra superior al marco de la puerta debe ser lo suficientemente largo como para conectar la puerta con el marco de la pared que la rodea. Para evitar que la puerta se hunda y aumentar su resistencia a los robos, los propietarios deben colocar un perno de más de tres pulgadas en cada bisagra. Los pernos de las bisagras se disponen de forma alternada, y los más largos deben colocarse en el centro de la pared.

Al revisar el marco de la puerta, compruebe también las placas de contacto. La placa de cierre debe fijarse a la pared y a las bisagras con tornillos largos.

6 PASOS PARA MANTENER LAS CERRADURAS DE SUS PUERTAS

3. Comprobar la cerradura y el cerrojo

La cerradura de la puerta
Cuando la puerta está cerrada, la cerradura no debe ser accionada por el cerradero. El pestillo es un elemento de seguridad importante en las cerraduras modernas, pero no funcionará si no está bien alineado con el cerradero.

Cuando la puerta está cerrada, el pestillo debe moverse libremente. No es necesario tirar, empujar o levantar la puerta para accionar la cerradura. A continuación, asegúrese de que el orificio de la cerradura en el marco de la puerta es lo suficientemente profundo como para permitir que la cerradura se extienda completamente. La cerradura no está bloqueada y no puede proteger su casa si no está completamente extendida.

El cerrojo es una parte importante de la seguridad del hogar, pero no todas las cerraduras son iguales.

 

4. Limpieza de las cerraduras de las puertas

El mantenimiento de las cerraduras de las puertas exteriores es muy sencillo. Algunos fabricantes de cerraduras recomiendan utilizar sólo un paño húmedo. Para limpiar las cerraduras de las puertas, utilice como máximo un jabón o limpiador suave.

El uso de limpiadores abrasivos o químicos en la cerradura hará más daño que bien. El revestimiento protector de la mayoría de las cerraduras de las puertas soportará muchos años de uso normal, pero no el uso intensivo ni los limpiadores químicos.

5. Cuida el interior de tu cabello engrasándolo cada año.

Lubricante para cerraduras secas
El exterior de la cerradura está limpio, pero ¿se mantiene el interior? Uno de los factores de mantenimiento más importantes, pero que se pasa por alto, es la lubricación de las cerraduras de las puertas.

No recomendamos productos a base de petróleo. Los lubricantes de grafito pueden funcionar bien, pero recomendamos el teflón y otros lubricantes secos, ya que son los mejores y más fáciles de usar.

Rocíe una pequeña cantidad de lubricante en el chavetero. Después de rociar el lubricante en la cerradura, introduzca la llave en la cerradura y retírela. Antes de retirar la llave, elimine toda la suciedad de la misma antes de volver a introducirla en la cerradura. Lubrique las cerraduras al menos una vez al año con este método.

 

6. Copiar las llaves del original

Llaves de casa personalizadas
El último factor en el mantenimiento de las cerraduras es el mantenimiento de la propia llave, ya que las llaves se desgastan antes que la cerradura.

Cuando la llave se desgaste, sustitúyala. Sin embargo, los duplicados nunca son exactos y las diferencias se hacen mayores cuando la copia se hace a partir de otra copia.

Una diferencia de sólo unas milésimas de pulgada puede significar la diferencia entre una llave que funciona y una llave que hay que mover o que no funciona en absoluto. Por lo tanto, cuando instale una nueva cerradura, debe conservar una de las llaves originales para hacer una copia.

También le recomendamos que guarde un duplicado del original y lo deje en un lugar seguro. De este modo, te aseguras de tener una llave de repuesto si la llave original deja de funcionar.

En esta entrada le hemos ofrecido 6 puntos necesarios para el bienestar de sus cerraduras, para más consejos siguenos en nuestro blog y si necesita un profesional no olvide contactar con Cerrajeros baratos en Zaragoza.